Después de las seis de la tarde, por norma oficial, los decibeles producidos en hogares particulares, comercios e incluso perifoneo, deben de disminuir, ya que de lo contrario, quienes lo inflijan, podrán hacerse acreedores a una sanción económica, informó Katya Trejo Cárdenas, jefa del Departamento de Ecología y Medio Ambiente.

A pesar de esta disposición, reconoció que son muchas las personas que de manera constante la violentan; incluso, resaltó, puede ser motivo de sanción para aquellos conductores que manejen sus automóviles con la música a todo volumen, principalmente si se encuentran en áreas habitacionales.

“Este año se metió la regulación de licencia ambiental, aquí estamos llamando la atención tanto a eso y establecimientos que ponen una bocina afuera, no voy a decir nombres, algunos establecimientos que ponen su bocina afuera, les tenemos que llamar la atención” y añadió:

“Hemos tenido denuncias de gente que tiene fiestas, los horarios, las fiestas son en la tarde, ahí es recomendable marcar a la policía, levantar su queja, para poder iniciar el acto administrativa legal para poder ejecutar nosotros la sanción”

Recordó que la norma oficial, marca entre 60 y 65 decibeles permitidos en las zonas habitacionales entre las 9 y 6 de la mañana, mientras que en el mismo horario, se permiten hasta los 70 decibeles; sin embargo, pasando la 6 de la tarde, en ambas zonas, el ruido generado ya sea al interior de los hogares o comercios, debe de disminuir.

Inclusive, destacó, la Comisión Federal de Electricidad también norma esta situación, pues en un comercio, el uso de aparatos electrónicos requiere de un mayor voltaje, que después de las seis de la tarde, hora en la que generalmente aumenta el consumo de luz eléctrica en los hogares, puede derivar en un corto circuito.

“Hay otras normas oficiales que te marcan en específico, para una armadora de carros, para el sonido de motos, para alguna constructora, te marcan mucho los horarios, en el caso de los decibles, es de 9 a 6 de la tarde nada más, ahí entra la Comisión Federal de Electricidad porque después de las 6 de la tarde hay una variación de voltaje”, dijo.

Agregó que es también a través del reglamento de uso de suelo en el municipio que se regulan los decibeles permitidos; pese a ello, reconoció que las quejas por esta causa son constantes, principalmente en contra de farmacias que colocan sus bocinas afuera de sus locales y de personas que realizan fiestas en sus hogares, prolongándose hasta altas horas de la noche, situaciones ante las cuales, pidió denunciar ante la policía municipal y después ante el departamento bajo su jurisdicción.

“Para evitar que estuviera una cantina frente a una escuela primaria, o una discoteca frente a una iglesia, entonces el uso del suelo nos da la regularización del municipios, los decibles por ejemplo en el centro, hay algunos lugares que se consideran semi comercial, porque hay más comercios que habitación y hay otros lugares que son habitacionales”, afirmo Trejo Cárdenas.